VENEZUELA/ El Movimiento Venezolano por el Revocatorio (Mover) anunció que entregará el próximo lunes 17 de enero ante las principales sedes del Consejo Nacional Electoral (CNE) del país un documento para ratificar la solicitud de realización de un referéndum en la nación para decidir la permanencia o no Nicolás Maduro en el poder.

A través de un comunicado, leído en rueda de prensa por María Virginia Govea, el movimiento resaltó que que la solicitud se hará tras haberse cumplir el pasado 10 de enero la mitad del período de mandata constitucional de Nicolás Maduro. La plataforma recordó que ya el 25 de mayo del 2021 intentaron presentaron una solicitud de trámite pero no pudo materializarse porque las oficinas del Poder Electoral estaban cerradas por vacaciones.

«Hacemos un llamado al señor maduro a respetar nuestro derecho en respetar nuestro derecho establecido en el artículos 72 de la Constitución. Al CNE le solicitamos reglas claras, adecuadas a la Constitución, que garanticen transparencia, no discriminación, seguridad y que se facilite el derecho a revocar. Solicitamos recibir de forma directa y usando el captahuellas las manifestaciones de voluntad de los ciudadanos, de esa forma no se volverá a repetir el atropello de crear falsos positivos con supuestas usurpaciones de identidad y no habrá excusas para paralizar el proceso», enfatizó Mover.

El Movimiento Venezolano por el Revocatorio invitó a la ciudadanía a respaldar la iniciativa acudiendo a la jornadas de recepción de manifestaciones de voluntad. A las organizaciones de la sociedad civil, entre ellas partidos políticos a asumir como propio este proceso revocatorio.

«Esperamos que los directivos de partido políticos, gremios sindicatos, ONG, iglesias y otras sumen su esfuerzo para hacer valer el derecho a referéndum. Es hora de la unidad nacional y del cambio pacifico y democrático», agregó Mover en la misiva.

Nicmer Evans, también integrante de Mover, aseveró que el proceso convoca la necesidad de que el sector político asuma postura, pues este sería un compromiso que genera la presión en la opinión publica y la posición de la gente. Afirmó que desde hace varios días el tema del referéndum ha estado en la palestra en redes sociales, pero también ha sido el centro de la conversación en plaza, calles y transporte público. Recalcó que la gente reclama una pronunciamiento de los liderazgos.

Reconoció y dijo que desde Mover se determinó, tras un acercamiento con los sectores políticos que hay temor de que nuevamente desde el gobierno de frustre el trámite. Al respecto, aclaró que no se busca generar falsas expectativas en la gente y que, además, es bien sabido que la propuesta directamente competirá con contrincantes que tienen el poder y no tienen interés de que el proceso se active.

«Sabemos del riesgo que puede traer el intento de activar el revocatorio e invitamos a los dirigentes que hoy nos pongamos del lado de la gente que pide y lo dice un estudio de la de Delfos presentado por la UCAB en el que se señaló que 80% aspira que la oposición active un referéndum», dijo.

Línea de pasos expuesta Mover

El también politólogo Nicmer Evans recordó que hay dos líneas de pasos para activar el revocatorio contra Maduro. una, por la que apuestan es la vigente desde 2007, pero modificada en 2016. En ella mover solicita la modificación de ese reglamento que tiene variantes importantes.

Explicó que de esta manera desde Mover se tendría que recoger 1% de las firmas, segundo paso recoger 20% de la expresión de voluntad de venezolanos, punto en el que expuso que hasta ahora se interpreta como una firma y que se pide se realice a través de los libros electoral y captahuellas. También expuso que es necesario se invierta el valor de las pruebas, es decir, que no sea el ciudadano el fiscalizado por el Estado sino al revés.

«No es que recojamos las firmas y ellos vean si están buenas o no, sino que nosotros veamos que se abran los centros de votación, que las captahuellas estén en buen estado. Para el 20% sería 4.120.000 firmas y para revocar sería 6.248 865 votos», agregó.

Sobre las dudas de algunas personas de si los números darán o no destacó que el registro electoral actual está compuesto por casi 21 millones de personas. Asimismo, urgió que se abra el proceso de registros en el exterior, pues hoy solo votan 100 mil venezolanos fuera de la nación y se sabe que hay seis millones de los cuales cuatro millones podrían se aplicables para ejercer el voto.

También enfatizó que la modificación del reglamento debido a que este no toma el proceso como un procedimiento de carácter central, sino por circuito.

«El lunes 17 de enero a las 10:00 am distintos grupos de promotores que forman parte de Mover nos dirigiremos a las sede del CNE para ratificar la solicitud del referéndum y los estados van a adherirse. No convocamos a una marcha ni una movilización, es una jornada cívica donde los grupos promotores y quienes quieran unirse pueden acompañar», reiteró.

En la rueda de prensa también participó César Pérez Vivas, quien recalcó, sobre si podría lograrse, de cara al proceso un acuerdo opositor, que lo ideal sería seguir el acuerdo firmado en México entre el gobierno de Maduro y quienes disientes de sus políticas: que se pueda respetar y garantizar la transparencia y seguridad de los procesos electorales establecidos en la constitución y no hay ninguna duda de que la constitución establece en su 72 el derecho a revocar.

En comentó que la postura de algunos sectores de esperar al 2024 para la realización de elecciones presidenciales es respetable. No obstante, resaltó que hay mucha gente revocar por la emergencia humanitaria compleja que no puede esperar.