El Nacionalista

21 de mayo de 2024
13:20

Acuerdo Barbados: ¿Quién falló?

El analista político Nícmer Evans sostiene que el acuerdo firmado en octubre no se respetó en su primer precepto, que era la selección libre de candidatos para la contienda presidencial.

El 17 de octubre pasado, se estableció un pacto en Bridgetown (Barbados) entre una fracción de la oposición y el Gobierno de Nicolás Maduro. Las delegaciones estuvieron lideradas por Gerardo Blyde (Plataforma Unitaria) y Jorge Rodríguez (oficialismo), y contaron con la presencia de representantes diplomáticos de Noruega, Barbados, Rusia, Países Bajos, Colombia, México y Estados Unidos.

Este “acuerdo” constaba de dos partes: la primera era la promoción de los derechos políticos y las garantías electorales para las elecciones presidenciales de 2024, y la segunda, la protección de los intereses vitales de la nación, como los activos de Citgo en el extranjero, la integridad territorial y la soberanía nacional.

Ambas partes han afirmado repetidamente que el Acuerdo de Barbados no se ha cumplido, culpándose mutuamente. Tanto la oposición como el oficialismo se responsabilizan por el incumplimiento de los puntos acordados aquel 17 de octubre.

En recientes declaraciones a NTN24, María Corina Machado, quien ganó la primaria el 22 de octubre, afirmó que la administración Maduro violó el punto de las elecciones libres y que puso muchos obstáculos, además de no habilitarla para ser la representante opositora para las elecciones presidenciales del 28 de julio.

“Este es un momento en el que hay que cumplir la palabra y actuar con responsabilidad. El Acuerdo de Barbados y las primarias tenían sentido en tanto pudiéramos buscar unas elecciones limpias y libres en las cuales los venezolanos pudiesen elegir el candidato en quien confían para que los represente (…). Es inconcebible que sea Nicolás Maduro quien elija al candidato que lo va a enfrentar en las próximas elecciones presidenciales”, dijo el lunes 15 de abril.

Por otro lado, el 24 de octubre, después de las primarias, Jorge Rodríguez Gómez denunció que la oposición violó el pacto de Barbados y lo calificó de una enorme “estafa electoral (…). Lo que pasó el domingo no es verificable, eso ni siquiera fue una elección”, dijo Rodríguez en conferencia de prensa.

Incumplimiento por parte del Gobierno Para el politólogo Nícmer Evans, el convenio que se firmó en Barbados en octubre fue incumplido en su primera norma, que era la elección libre de candidatos a enfrentarse en la elección presidencial.

“El hecho de que se haya establecido como acuerdo de las dos partes que cada uno iba a seleccionar, según sus mecanismos o directrices y características de manera libre a sus candidatos. El acuerdo se incumple desde su primera norma, de ahí en adelante por supuesto que todo se desencadena en función de las condiciones electorales”, expresó.

Además, argumenta que a pesar del acuerdo las inhabilitaciones a dirigentes opositores no fueron levantadas y hubo muchas trabas oficiales para la realización de las primarias.

«La oposición venezolana realizó una primaria que estuvo en vilo con la posibilidad de no ejecutarse producto de alguna obstrucción oficial y posteriormente fue desconocida por parte del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) y no se reconoció el resultado electoral producto de las inhabilitaciones. Evans afirma que “a pesar de la presión de las distintas partes de asumir que una de las condiciones fundamentales era precisamente la superación de esas inhabilitaciones, que aunque taxativamente no se expresen en acuerdos en su articulado, sin duda alguna que desencadena el hecho del incumplimiento abrupto por parte de quienes ejercen el poder en Venezuela”.

Aseveró que «otro de los aspectos que no se cumplen son las garantías que acuerdan que se establezcan en función del desarrollo adecuado del proceso electoral. El hecho de que los venezolanos hayan desconocido hasta ahora de manera formal un cronograma electoral que se publica en la Gaceta Electoral posteri

Comparte este artículo.
Scroll al inicio