VENEZUELA / El empresariado nacional organizado deberá emprender una “cruzada” en Venezuela para lograr el retorno al crédito, del financiamiento bancario, que es determinante para el desarrollo de cualquier economía, asegura el presidente de Fedecámaras, Carlos Fernández Gallardo.

Advierte que en estos momentos el “círculo virtuoso” del dinero, no se está cumpliendo, el dinero llega a los bancos para convertirse en créditos productivos que estimulen la economía, asegurando que en los últimos años no se ha contado con  ellos, debido a la política de encaje del Banco Central de Venezuela, que le ha hecho un gran  daño al aparato productivo nacional.

“Si no hubiese sido por el efecto multiplicador del crédito comercial, los números hubiesen muy distintos, pero ahora el crédito comercial ya está llegando a su nivel, con esto quiero decir, que cuando estábamos en  bolívares nadie daba crédito, pero al dolarizarse la gente comienza a dar créditos, pero todo el mundo tiene sus políticas, 15 días, 20 días, 30 días y ya todos los agentes económicos están llegando a su máxima capacidad, así que ese empuje que trajo el crédito comercial, no va a tener el mismo estímulo en  el 2022”, asegura Fernández.

El reto es reducir las desigualdades

El líder empresarial advierte que uno de los grandes problemas de la sociedad venezolana en estos momentos, es la desigualdad, admitiendo que hay una enorme desigualdad entre el centro del país y el resto de las regiones, y es una competencia lamentable, porque hay que ver quien está peor, hay regiones que han sufrido muchísimo los embates de la falta de los servicios públicos y el tema del combustible, que las ha golpeado muy fuerte y este es uno de los principales temas que está golpeando al país.

Y por supuesto hay sectores, aquellos sectores que tienen que ver más con la inversión, difícilmente se van a recuperar este año y tampoco el año que viene; por ejemplo, el sector construcción que está prácticamente paralizado en más del 97%, hay una que otra obra, pero es insignificante y los que medio están trabajando es en pequeñas remodelaciones, los sectores que tengan alta incidencia en la inversión, les costará más recuperar, la cuenta en la formación de capital bruto, aun cuando no está al día en los últimos años, es relativamente insignificante en comparación  con el tamaño de la economía, porque cuando no hay buena expectativa, cuando no hay estímulos, los agentes económicos invierten en lo mínimo para mantener el negocio, que ha sido básicamente en capital de trabajo, inventarios, y creo que otra de las razones que tiene que ver, y creo que hay que hacer una cruzada contra ese tema, es la falta de financiamiento”, afirmó

Expectativas 2022

Fernández Gallardo está convencido que el año que viene va a continuar el proceso de recuperación de la economía, básicamente empujado por tres factores: “En primer lugar el aumento de la producción petrolera, todas las fuentes internas del empresariado indican que la producción podría ubicarse en 900 mil barriles diarios; en segundo lugar, tanto la sociedad venezolana como los agentes económicos, hemos aprendido a trabajar con la pandemia y creo que cada día vamos a estar más cerca de un a vuelta a la normalidad, si bien a lo mejor no una normalidad plena, porque aún hay que tener mucho cuidado en temas de bioseguridad, que por cierto es bueno que hayan llegado para quedarse, porque pueden prevenir algunas cosas en el  futuro y esto va a generar un poco más de atención a la situación y, en  tercer lugar, yo siento que se genera presión externa y hay un compromiso importante de los agentes económicos por aumentar el ingreso de los colaboradores.

Creo que todo el mundo está trabajando en el tema, algunos son  más formales, otros menos informales, que todavía está con el tema legislativo que no quiere ir hacia una economía productiva y sigue con la visión rentista, pero creo que los agentes económicos están trabajando mucho en eso y creo que cada vez escuchamos que suben  los salarios mínimos en los países de la región y que constituyen un atractivo para quienes hoy están en una condición muy difícil y en la emigración como una posibilidad,  los que estamos aquí queremos preservar nuestras empresas y queremos conservar nuestra gente, tenemos que estar atentos sobre la diferencia de lo que pagan afuera y lo que pagan aquí, tenemos que reducir la brecha para que la gente no se siga yendo; creo que esos tres elementos van a mantener la actividad económica como lo hemos visto en este último trimestre”, dijo el líder del empresariado nacional.

Admitió Fernández que en estos momentos, de acuerdo con los estudios existentes, la empresa que menos está pagando en el país está en el orden de los $60, pero admite que esto ha venido mejorando de manera importante y algunos sectores, donde el ingreso está en el orden de los $200.

“Yo creo que hay mucha preocupación, se están haciendo muchos esfuerzos, y se ha comprendido la necesidad de buscar esquemas colaborativos de compartir la productividad de los colaboradores con la empresa en esquemas que hayan permitido el crecimiento. Creó que una de las cosas más importantes de la economía venezolana en el 2021 en términos porcentuales, comparado contra el 2020, es la  recuperación, no suficiente, pero si importante  del ingreso de los colaboradores”.

Admitió que con el régimen mantienen una colaboración  de respeto, no existe la comunicación fluida que la gente piensa, no hay negociaciones, pero sí encuentros puntuales para tratar de resolver algunos temas específicos, hay más comunicación a nivel intersectorial  y hoy en día, después de noviembre, hay mucho más comunicación a nivel local, entre los nuevos alcaldes y las cámaras de comercio, entre algunos gobernadores y las Fedecamaras estadales, entre ministros y presidentes de sectores.

Mensaje al país y a los empresarios

“Primero un  mensaje de feliz navidad y de complacencia con el esfuerzo que hicieron nuestros afiliados, que hizo el sector privado, creo que el esfuerzo por mantener las santa marías abiertas, por mantener las fincas en producción , por traer productos de sitios tan  lejanos y complicados, la leche, la carne, los vegetales, el esfuerzos que se hizo en los llanos por mantener la producción  de arroz de maíz, el gran esfuerzo que están haciendo los exportadores contra todos los obstáculos, sin ningún incentivo y lograr cerrar un año con un aumento de las exportaciones privadas cercanas a un 30%, el esfuerzos que está haciendo la industria venezolana contra las importaciones de productos sin aranceles, sin IVA, a veces sin permiso sanitario e incluso a veces con las etiquetas con los idiomas de origen, algo que no entendemos, señaló.

Asimismo indicó “Creó la sociedad venezolana debe reconocer en el sector privado ese esfuerzo y creo que hay que estimularlos a seguir, tenemos un compromiso muy importante con Venezuela, tenemos que seguir manteniendo los empleos y creo que tenemos que incorporarnos todos como uno solo a tratar de cerrar esa brecha tan  grande desigualdad que existe entre los que tenemos la posibilidad de consumir y muchos que todavía están en unos mínimos muy precarios y que necesitamos estimular que cada día se cierre esta brecha y que estas personas tengan mayores posibilidades de consumir, tenemos que hacer un gran esfuerzo para que no se siga desintegrando la nación , que no se sigan yendo los venezolanos y para eso es importante entender la potencia de la economía y el rol que tiene que jugar la economía y todos tenemos que abonar, el régimen es fundamentalmente como principal responsable, nosotros como agentes económicos y toda la ciudadanía en procurar espacios para que la empresa privada siga abierta, siga atenta y siga procurando el bienestar material para los ciudadanos”, dijo el presidente de Fedecámaras, Carlos Fernández Gallardo en el Circuito Éxito 99.9FM .