GUÀRICO / Residentes de diversos sectores de la capital del estado Guàrico y sus parroquias se están organizando para realizar una movilizaron hasta la sede de la Compañía Anónima Nacional Teléfonos de Venezuela (Cantv) para denunciar la desconexión de al menos 45 % de los hogares Sanjuaneros, de los servicios de telefonía fija e Internet.

«Nosotros lo que le queremos exigir a Gabriela Jiménez, que fue incluso ratificada como presidenta de Cantv y Ministra de Ciencia y Tecnología, que le explique al país y al pueblo rosciano dónde están los millones de dólares (…) que íbamos a tener una Internet de 5G con el convenio con la empresa china Huawei» señala el dirigente vecinal Ricardo Gómez.

Afirman que muchos son los sectores en la capital Guariqueña que pueden tener el servicio suspendido por al menos un año, ello sin recibir una respuesta efectiva por parte de las autoridades de Cantv y entre lo que llama más la atención, es que la oficina comercial ubicada detrás de la Gobernación del estado lleva meses cerrada sin prestar ningún servicio, trayendo como consecuencia la imposibilidad de presentar los distintos reclamos para solucionar la inmensa cantidad de averías que presenta el Municipio Roscio.

Cuando cualquier persona de San Juan de los Morros conversa con los trabajadores de Cantv, que por cierto, ganan sueldos de hambre y los ven  tratando de reparar las fallas, te lo dicen sin pelos en la lengua: No tenemos los materiales, estamos trabajando con las uñas y la alta gerencia no resuelve nada. Así como estas respuestas, también los afectados con este servicio señalan que un grupo de empleados son presuntamente denunciados por afectados por cobros en dólares por la reinstalación de servicios.

Integrantes del grupo organizador de la movilización, agregan que a pesar de la desconexión, son obligados a cancelar por un servicio que no reciben, debido a que la Cantv aún les hace llegar la factura de cobro y esto de no cumplirse señalan te cortan y hasta puedes perder la linea telefónica.

En conversación con este medio, nos indicaron los denunciantes que ante esta situación los ciudadanos se ven forzados y se han visto en la necesidad de salir de sus casas, en medio de la pandemia, para realizar los reclamos respectivos en la sede Pueblo Nuevo en San Juan de los Morros donde son atendidos por un vigilante, esto sin poder conseguir la solución a este grave problema entendiendo que este es un servicio público de alta necesidad en estos tiempos.

Pudimos obtener  una información extra oficialmente, que vía telefónica por Whatsapp los clientes se pueden comunicar para solicitar sus reclamos y nos encontramos que ciertamente existe pero, es una vía  no muy efectiva señalan afectados que llevan meses intentando y no han podido lograr el arreglo respectivo.

El grupo organizador evalúa movilizarse hacia la Defensoría del Pueblo y la Comisión de Servicios Públicos del Concejo Legislativo Regional, para que estas instituciones asuman su labor contralora sobre la gestión de este servicio público.