VENEZUELA / Este lunes inicia la semana de cuarentena radical, que será más estricta para evitar la propagación de la cepa brasileña del coronavirus, que ya ha ocasionado dos muertes en el país. En lo inmediato, fueron suspendidos todos los actos públicos y las reuniones, como la celebración este lunes del Día Internacional de la Mujer.

Nicolás Maduro exigió mayor esfuerzo, disciplina, mayor colaboración de las familias, de la comunidad de las organizaciones del Poder Popular.

Dijo que desde mañana lunes 8 de marzo, comienza la semana radical y todos los actos del día de la mujer fueron suspendidos. “Di la orden, suspendido todo, vamos a hacerlo por videoconferencia, de manera modesta y altas medidas de bioseguridad, a un año de activada la pandemia y un año del primer caso en Venezuela, vamos a fortalecer las medidas de protección, disciplina y vigilancia, con un Estado y Gobierno responsables y un pueblo consciente. En perfecta unión cívico-militar-policial”.

Maduro aseguró que ya se aplicó el 70% de las vacunas rusas al personal de salud y que aspiran esta semana llegar al 100%. “Llegaron las 100 mil vacunas Sputnik V para completar la segunda dosis y se está preparando todo para la vacunación de maestros y maestras”.

También anunció que mañana lunes arranca la aplicación de la vacuna china. “Continuará la inmunización de personal de salud y progresivamente a los maestros y maestras del Ministerio de Educación, según cronograma”.

Según Maduro, la primera generación de vacunas inmuniza pero no evitan la infección; las vacunas de segunda generación servirán para inmunizar completamente para que no se contraiga la enfermedad ni se contagie a los demás. “Esta primera generación de vacunas es positiva pero no suficiente, necesitamos vacunarnos para no contraer la enfermedad”.