VENEZUELA/ Douglas León Natera, presidente de la Federación Médica Venezolana (FMV), reportó este viernes que 365 médicos y 166 profesionales de la salud han fallecido por Covid-19 en el país.

La cifras representan “16 personas más con relación al último reporte del 24 de abril cuando se informó de 515 decesos (352 médicos y 163 trabajadores sanitarios)”, precisó.

Aseguró que desde que inició la pandemia la cifra de personal sanitario fallecido por esta enfermedad alcanza los 513 trabajadores, hombres y mujeres que dedicaron su vida a servir al sistema de salud, lo que los llevó a laborar bajo las condiciones más deplorables, arriesgando incluso su vida.

En ese sentido, alertó León Natera que en los últimos 13 días han muerto 13 médicos especialistas a causa de las complicaciones causadas por la enfermedad, lo que se puede traducir en que cada 24 horas fallece un médico por complicaciones asociadas al virus del SARS-CoV-2.

El presidente de la FMV explicó que se requieren un millón de dosis de vacunas para lograr inmunizar a todo el personal de salud.

Sin embargo, cuestionó que hasta la fecha solo han arribado al país 880 mil dosis, y no todas han estado dirigidas a este sector, quienes son los que están en primera línea haciendo frente a la pandemia.

Asimismo, señaló que para lograr la inmunización masiva de toda la población venezolana se requieren al menos de 40 millones de dosis.

Sin camas

“La pandemia en Venezuela se ha incrementado en grado tal que no hay camas en los hospitales para atender a los pacientes contagiados por el virus”, declaró el dirigente gremial.

Añadió: “La morbimortalidad es mucho más elevada de lo que dice el Gobierno Nacional que oculta las cifras y expone al riesgo de contagio a la población con el plan 7X7, una semana de flexibilidad y otra de cuarentena radical”.

“Esas cifras son falsas», afirmó León Natera sobre el reporte diario de la administración de Nicolás Maduro.

Explicó que la Covid-19 se reproduce a cada minuto e insistió que debido a la falta de medidas para contener la propagación del virus “más de la mitad de la población venezolana está contagiada”.

Reiteró que la gestión madurista debe garantizar las medidas de bioseguridad al personal médico asistencial dotándolos de agua, jabón, implementos para el aseo, medicamentos y vacunas.

“En esa situación de abandono se encuentran 301 hospitales y más 7.000 ambulatorios entre ellos Centros de Diagnóstico Integral y los desaparecidos módulos del programa gubernamental Barrio Adentro”, denunció.