VENEZUELA/ Se debe implementar un plan que permita a los docentes el retorno a las aulas, al menos en las semanas de flexibilización, así lo comentó Griselda Sánchez, coordinadora nacional de la coalición de trabajadores públicos por el sector educativo.

El problema no es que tengamos que ir una o dos veces a la semana, el principal problema es que el docente está inhabilitado porque no tiene las condiciones económicas para continuar, agregó.

Señaló que el sueldo de los educadores es equivalente a 4$; no les permite a los profesionales del sector movilizarse a las escuelas o cubrir su alimentación.

El gremio ha estado movilizado durante dos años consecutivos, sin respuesta, ni bonificaciones como las otorgadas a otros sectores para palear la situación.

Sánchez recalcó que los planteles públicos no cuentan con el material necesario como agua, jabón o desinfectantes para que los docentes puedan asistir a los alumnos de forma segura.