VENEZUELA/ Tras un estudio realizado por Convite, la organización venezolana que trabaja por los derechos de las personas mayores, se determinó que ocho de cada diez adultos mayores no puede acceder a los alimentos.

Este balance fue informado por Luis Francisco Cabezas, director general de la ONG Convite, quien manifestó que de 1.216 adultos mayores que fueron abordados y atendidos por Convite, 88% manifestó que se ha visto en la necesidad de disminuir la cantidad de alimentos consumidos así como la calidad de estos, lo que representa 92 % de la población consultada.

Uno de las principales razones de esta irregularidad es que el 93% de los adultos mayores dependen de una pensión de vejez, la cual tiene un valor menor a los 2 dólares al mes. Por ende, el dinero no le es suficiente para adquirir los alimentos necesarios.

Según reseñó El Nacional, sobre el acceso a los servicios de salud, 91% indicó tener, al menos, una enfermedad crónica. También dijeron que sus ingresos, en la mayoría de los casos, no les permiten adquirir los medicamentos indicados  y tampoco tienen acceso a consultas médicas periódicas.