VENEZUELA/ Perú dio este lunes el primer paso hacia una transición democrática y pacífica tras la grave crisis política y social de la última semana, con la elección del legislador centro-liberal Francisco Sagasti como el presidente que gobernará hasta el próximo 28 de julio.

Sagasti, un ingeniero industrial de 76 años que integra el Partido Morado, asumirá este martes el vacío de poder luego de la dimisión de Manuel Merino en medio de las masivas protestas ciudadanas que dejaron dos muertos y decenas de heridos en su país.

Tras muchas ideas, que ratificaron la evidente lejanía que aún mantiene un sector del Congreso de las exigencias ciudadanas, se formó una lista de consenso encabezada por Sagasti para la dirección del Poder Legislativo que recibió el apoyo de 97 de los 130 legisladores.

Mientras cientos de peruanos esperaban a las afueras del Congreso, en medio de pedidos para que se escuchen sus reclamos, pero también en rechazo a toda la clase política

Sagasti ofreció un discurso conciliador y de reconocimiento de los errores que han cometido los políticos en general y los congresistas en particular, al tiempo que homenajeó a los jóvenes Inti Sotelo y Jack Pintado, asesinados el sábado durante la violenta represión que lanzó la Policía contra miles de manifestantes.