AGENCIA EFE- Beba Rojas está próxima a celebrar cuatro años desarrollándose profesionalmente en República Dominicana. Y aunque en Venezuela llevó a cabo una prolífica carrera en el mundo de la actuación, la artista venezolana agradece las oportunidades laborales que le ofrece su nuevo hogar, entre ellas, la posibilidad de conducir el maratónico Sábado Extraordinario, de Telemicro y de ejercer como locutora en El destapón, que se emite de lunes a viernes, a través de 107.7 FM. Eso sí, manteniendo intacto su corazón tricolor.


Actualmente, intenta ver el lado positivo producto de la Covidianidad –como se le dice en el país caribeño a las dinámicas surgidas por el Covid 19- mientras prepara con optimismo un proyecto con Martin Hahn; el monólogo Disneyzuela, en el que dará vida nuevamente a Glaidys González, que ya interpretó en el montaje Venezolanos desesperados; y en el lanzamiento de su línea de traje de baños.


– ¿Cuál considera ha sido la mayor transformación que ha sufrido su carrera a lo largo de estos años en República Dominicana? 


– Algo que me llamó la atención cuando llegue a los medios de comunicación en Dominicana es que usa muchísimo el recurso del repentismo y eso en Venezuela no suele ocurrir, allá tenemos guiones, libretos, hay una estructura, acá se juega con la improvisación, incluso estando en programa en vivo. Tengo dos programas en vivo. Uno de lunes a viernes al mediodía, que es de dos horas, y otro que es sabatino, de tres horas, en los que se maneja el sentido del humor en base a la actualidad. Eso ha representado un aprendizaje para mí. Y aunque durante tres años me desempeñé como comunicadora social en Univisión Puerto Rico, República Dominicana también me ha dado el regalo de ejercer mi carrera. En Venezuela, aun siendo locutora, jamás pude tener un programa de radio. ¡Eso ha sido una bendición para mi vida!


– ¿De qué manera cambió la alarma por el coronavirus su forma de trabajar? ¿Cree que esta situación afectará a futuro la dinámica en los medios de comunicación? 


– Sí, cambió la forma de trabajar. Aun del canal estoy suspendida, pero en el programa de radio podemos hacer el trabajo desde otras plataformas, por ejemplo, Zoom. Esto representa un cambio al que le llamamos Covidianidad. Creo mucho en este término que trajo al escenario el licenciado Danilo Medina (presidente de República Dominicana). Nuestro día a día cambió y no por un momento sino a mediano y a largo plazo y tenemos que concientizar eso. Quiero ver como positivo que manejemos un protocolo como rutina, el hecho de que permanentemente tengamos que estar pendiente del aseo de nuestras manos, que mantengamos un distanciamiento por nuestros seres queridos y nuestros compañeros de trabajo y eso me parece bonito y humano aunque me haga mucha falta el contacto físico y esto me haya costado un poco. El Covid 19 nos ha llevado a cambiar, pero todo sea por nuestro bien.