Agencia EFE/ Esta semana, el cantante Alejandro Sanz se presentó a una corte judicial en la ciudad de Madrid, tras recibir una demanda de su exmanager Rosa Lagarrigue, titular de empresa RLM, S.A., con motivo de un presunto “incumplimiento contractual”, según la revista española Diez Minutos.

En la denuncia, Larriegue le exige al vocalista la cancelación de nueve millones de euros o casi 10 millones de dólares, esto por supuestos “daños a la empresa desde 2016, momento en que el español dejó de trabajar con ellos, pese a que su contrato era hasta 2019”, reza la nota.

Lea que así está el país: Crisis en Venezuela

Trascendió que los abogados de Sanz intentaron acordar la cifra a cuatro millones de euros, pero la demandante rechazó la petición, quien además en otra ocasión lamentó trabajar con el artista.

“Alejandro ha sido lo más triste que me ha pasado en la vida”, expresó anteriormente la mujer.

Esto llego para quedarse: Noticias Guárico