VENEZUELA/ El deteriorado estado de la salud pública en Venezuela y las complicaciones derivadas del COVID han motivado a los venezolanos a buscar la opción de contratar una póliza de salud en dólares, pese lo difícil que resulta asumir ese gasto en la dinámica familiar.

Con información de Rafael Arias / CIMA 360

Manuel Pereira le contrató a su mamá una póliza por 150 dólares que paga trimestralmente; la cual le asegura consultas, hospitalización y cirugías una vez transcurran los nueve meses de vigencia del contrato.

“Es un gasto pero también es una necesidad. Mi madre tiene 63 años y sabemos lo complicadon que resulta la atención médica en el área pública. Por ello me decidí a contratarle ese servicio el cual le da acceso a consultas de forma inmediata y una vez transcurran los 9 meses del contrato podrá optar por el resto de los servicios”.

Pereira reconoce que es un duro golpe para la dinámica familiar pero termina siendo un elemento importante del cual no se puede prescindir.

“He visto muy de cerca como familiares y amigos han tenido que pedir prestado, empeñar un carro o una casa para pagar una operación o en el peor de los casos para enterrar a sus familiares. Es por ello que no puedo prescindir de ello”, declaró.

Durante los últimos meses el mercado asegurador venezolano ha registrado un incremento en las ventas de las pólizas de salud, vida y servicios funerarios, mientras que otras, como el ramo automotriz, han caído a cifras simbólicas.

Primero la salud

Jaime Alurralde, gerente Comercial Corporativo de Seguros Venezuela, explicó que este comportamiento está vinculado a la situación del Covid-19 y también a la crisis económica del país.

“Dejaron de asegurar su carro, su negocio, su vivienda, para ver la póliza de salud como una prioridad. Eso hizo que la torta de las primas del mercado asegurador se desbalanceara totalmente”.

Especificó que el impacto del Covid, la inflación y el tema económico hicieron que muchos asegurados se preocupen más por las pólizas de salud.

“Las primas que más se venden es el ramo de salud por razones obvias, le sigue el ramo de vida y luego las pólizas de servicio funerario. Esta es la realidad que tenemos en Venezuela”, expuso Alurralde.

Pérdidas en el mercado asegurador

Según cifras extraoficiales, en varios millones de dólares se estiman las pérdidas del mercado asegurador debido a los siniestros a consecuencia del Covid.

“La primera medida fue sincerar el monto de cobertura y, por otra parte, le ha permitido a las compañías diferir el monto de los siniestros del Covid de los estados financieros, porque el golpe al sector es severo”.

Detalló que las pólizas han aumentado por razones obvias del mercado y se han ajustado los precios a los estándares internacionales.

“Ha aumentado el tema de las cirugías electivas, la salud en Venezuela puede ser tan cara como en otro país. Recordemos que antes venia gente de otros países a operarse aquí y ya eso no es posible”.

Nuevas modalidades de pólizas

Una de las alternativas que ha presentado el mercado asegurador a los venezolanos es la creación de pólizas cuyos pagos ahora son fraccionados.

“Se han creado pólizas cuyos pagos, además de anual, pueden ser ahora trimestrales o semestrales. Se trata de pólizas con coberturas y primas más bajas, que pueden ser asequibles y que la población pueda asegurarse”.

Explicó Alurralde que muchas aseguradoras han creado pólizas de salud que no incluyen cirugía ni hospitalización, y que en efecto son mucho más económicas.

“Seguros Venezuela creó una póliza de seguro de Accidentes Personales, que cubre muerte de la persona asegurada y gastos médicos a consecuencia de un accidente; adicionalmente la asistencia médica telefónica, asistencia médica domiciliaria, servicio de ambulancia, por cualquier patología, incluyendo Covid. No incluye gastos por hospitalización ni cirugía, sólo asistencia médica primaria y sabemos que puede ser una gran opción para muchas familias”, indicó.

Creo que el mercado ha visto la necesidad de los asegurados, y no es menos cierto que las compañías de seguros también necesitan buscar otros ingresos para paliar el impacto que se ha tenido con el Covid por eso la creación de nuevos productos”, concluyó Alurralde.