VENEZUELA/ El pasado sábado primero de Mayo, día del trabajador en Venezuela, el para entonces Ministro del trabajo de Nicolás Maduro, Eduardo Piñate, elevó el salario mínimo a 7 millones de bolívares y el bono de alimentación a 3 millones, para colocar la remuneración mínima integral mensual en 10 millones de bolívares, equivalentes a un aproximado de 3 dólares.

Pero esta semana, a dos días del aumento, el cartón de huevos, que es una de las principales fuentes de proteína que llega a la mesa del venezolano, superó el monto de 10 millones de bolívares, y alcanzó un precio de poco más de Bs.11 millones, lo que pulveriza el salario mínimo del venezolano.

Justo sobre ese tema el exparlamentario Rafael Narvaez indicó a través de su cuenta de Twitter que el salario integral ofrecido por Maduro a los trabajadores no fue más ue una migaja.

“Salario integral de 10 millones de Bs fue la migaja que el Estado hambreador,violador DDHH y vacunado otorgó a trabajadores este 1 de mayo para aplacar el ruido estomacal que se oye en todos los hogares del país, será para 1kg de queso y una canilla por que para huevos no hay”, opinó Narvaez.