VENEZUELA/ El presidente de Fedecámaras, Carlos Fernández, aseguró este lunes 6 de diciembre que el país debe enrumbarse a un «nuevo modelo de desarrollo» inclusivo en Venezuela con el fin de permitir la incorporación de todos los ciudadanos a la actividad económica; el cual a su juicio debe incluir la búsqueda de mercados internacionales con un acompañamiento desde nuestro país.

Fernández hizo énfasis en que la caída de la economía en el sector privado se detuvo y destacó que Venezuela cuenta con una serie de infraestructuras, que se traduce en capacidad instalada, para reactivar las actividades en el momento que sea requerido.

Sin embargo, dejó claro que la reactivación económica no va a ser posible hasta que el problema político no se solucione, por lo que subrayó que ese proceso es de largo aliento y que depende de la participación de todos los sectores para encontrar una salida que ponga fin al conflicto.

Para el presidente de Fedecámaras, es esencial que se exista una recuperación de la herramienta del crédito financiero con el objeto de fomentar el avance de la economía y según su opinión, «se puede ir liberando de alguna manera bolívares que están en el encaje legal» porque la operatividad, sin préstamos, se hace cuesta arriba y cree que hay que buscar otras formas para que haya financiamiento.

Manifestó que “para tener un crecimiento sólido y cambie el perfil de nuestra economía, hay que rescatar la institucionalidad. Con pañitos calientes no es que le vas a cambiar el perfil de la economía venezolana», mientras que considera que la economía privada pueda tener un mejor desempeño de lo que tuvo durante 2020.

“El emprendedor venezolano se está acostumbrando a la dificultad, pero tiene que entender que no puede acostumbrarse de manera permanente, hay que buscar soluciones de fondo», detalló el presidente de Fedecámaras.