VENEZUELA/ El primer vicepresidente de Fedeagro, Celso Fantinel aseguró que prácticamente no hay combustible en las zonas de producción agrícola y alertó que esto encarecerá el precio de los alimentos y aumentará la escasez.

Esta crisis es peor que la de marzo” porque en ese momento hubo alguna coordinación con alcaldías y ministerios, y ahora no hay coordinación, aseguró Fantinel.

En el caso del maíz y del arroz detalló que no hay cómo secar los cereales por la falta de combustible. Además indicó que los alimentos se van a perder en el campo.

“Es urgente que el gobierno se aboque a surtirnos, estamos casi totalmente paralizados porque no hay gasolina ni diesel”.

Por cada cereal, se necesitan unos 30 litros por hectárea, además de otras actividades que requieren de combustible.Dijo además que Venezuela no llega al millón de hectáreas sembradas