VENEZUELA/ Tiziana Polesel, presidenta del Consejo Nacional del Comercio (Consecomercio), explicó que el grupo de empresas del sector comercio y servicios, que atiende a la construcción, tiene cifras similares a ese sector siendo los más perjudicados en este año, a diferencia de las empresas que atiende a los sectores priorizados, en los últimos dos años, son las que se han visto más beneficiadas.

 “Vemos que para el 2021 algunos sectores reportan incrementos al 13%, otros sectores reportan incrementos del 20% y otros sectores del 25%, todo eso depende del sector económico que atiende”, señaló.

La presidenta de Consecomercio mencionó que todos los sectores coinciden que a pesar del crecimiento, calificado como tímido, para el año 2021, todavía las cifras son notablemente inferiores a  los niveles  alcanzados en el año 2019, antes de la pandemia, año donde ya las cifras venían en decrecimiento.

¨Por eso es que nosotros nos referimos al 2021 como un año donde se detuvo la caída que veníamos experimentado, en el año que tuvimos terriblemente en 2020, pero aún sería un poco temerario hablar realmente de una recuperación del sector¨, indicó.

Polesel destacó que la capacidad del sector también se mide por la calidad y cantidad del inventario, que ha sufrido muchísimos en los últimos años, porque se ha ido reduciendo de manera notable, sin que el sector comercio tenga la capacidad de reponer a los sectores más afectados, que son la construcción, el sector turismo que estuvo muy afectado en el 2020 y 2021.

Las empresas de comercio y servicios que atienden al turismo, evidentemente, se sintieron afectadas bien por la posibilidad de no poder atender con inventario en cantidad y calidad apropiado, inventarios que no se pudieron reponer, en gran parte por problemas derivados de la pandemia”, añadió.

Asimismo, expresó que este año en el sector ha sido de tímida recuperación, debido a la intermitencia en la que trabajado durante 10 meses, motivado al sistema 7+7, por falla de los servicios públicos en las empresas, entre ellos la falta de combustible, problemas de eléctricos, fallas con el internet, deficiencia del servicio de agua potable y problemas con el crédito.

¨El crédito es indispensable para el sector comercio y para el consumo, es muy importante que abordemos una manera de comenzar a reestablecer algún tipo de medida que lleve al crédito, que es lo que realmente motoriza al sector comercio y servicios y permite ese flujo regular de operaciones comerciales¨,  puntualizó.

Tiziana Polesel remarcó que sus expectativas para el próximo año se revise la situación del crédito y de todos los problemas que afectan a la operatividad de manera continua del sector y la superación de la medida del sistema 7+7, que no permite el restablecimiento de las operaciones comerciales, de manera regular y pasar a otro nivel de prevención, donde la responsabilidad personal sea muy importante.