VENEZUELA / Este viernes 14 de julio los productores agrícolas de La producción de arroz, maíz y caña se pronunciaron debido a la situación de riesgo que desencadenan las fallas del suministro de combustible en varias regiones del país.

El presidente de Fedeagro, Celso Fantinel, anunció que 17 estados agrícolas, están siendo afectados debido a las fallas de servicios públicos y suministro de combustible, por lo que aseguró, «estamos en plena siembra del rubro más importante que es el maíz amarillo, el maíz blanco para las arepas y el arroz de invierno».

Recordó que es en estas fechas cuando se trabaja la caña, «estos picos de escasez de combustibles son como un cuello de botella» porque generan complicaciones y pérdidas para la producción.

Fantinel explicó que se necesita un promedio de 2 millones y medio de litros diarios de combustible para las siembras.

«Al no tener reservas aumenta la cantidad de vehículos haciendo colas en las estaciones y distribuidores.»

Destacó que al menos unos 16 mil barriles de refinación diaria de diésel, son necesarios para la distribución y comercialización de los productos.

«Hasta 0,70 centavos de dólar sería el monto que deben pagar por un litro de diésel», y aseguró que el sector no es que se niegue a pagar 0,32 centavos de dólar», cifra oficial anunciada en Gaceta Oficial para la industria, «sino que el combustible les puede costar precios más elevados».

Alertó sobre aquello que podría agravar la situación de escasez de combustible, si además, se procede a un aumento de la gasolina.

«Eso encendería las alarmas», puesto que los expertos y productores han expresado que ese aumento derivaría en otra crisis de desabastecimiento en el país, lo que «pondría en riesgo la producción nacional», al no contar con la suficiente distribución que necesitan los transportistas que manejan estos rubros.