VENEZUELA / El director general de la Confederación de Nacional de Asociaciones de Productores Agropecuario (Fedeagro), Roberto Latini, advirtió que se mantiene paralizada la siembra de maíz y arroz producto del déficit de combustible, que se ha agudizado en medio de la pandemia por la covid-19.

«Indudablemente la pandemia había reducido el ritmo de trabajo, hubo dificultades para sacar la cosecha, pero ya definitivamente el combustible terminó de paralizar lo que había».

Instó a las autoridades a garantizar los insumos y la distribución de gasolina de 10 a 15 días a fin de retomar la producción, «puede ser que haya algo de insumos, pero se hace imposible trasladarlos o acceder a ese insumo para llevarlo hasta la unidad de producción».

Fedeagro alerta caída de la producción de maíz y arroz

Estimó que este año la producción de maíz se podría ubicar en máximo 150 mil hectáreas , aunque en el caso del arroz la cifra se reduciría entre unas 30 a 35 mil, solo si se garantiza el surtido de gasolina a los productores.

De acuerdo a Latini la cifra solo abastecería de 10 al 15 por ciento de los consumidores, una reducción de 5 por ciento si se compara con la producción registrada el año anterior . «Estaríamos llegando por debajo de 200 mil hectáreas y eso es una cifra insuficiente».

Un productor que tenga a su disposición entre cuatro a nueve maquinarias, necesita alrededor de mil litros de combustible al día durante la temporada de siembra, que dura entre una semana a 10 días.