VENEZUELA / Este viernes, y actuando en representación de la Comisión Delegada de la Asamblea Nacional, los diputados del legítimo Poder Legislativo Williams Dávila y María Gabriela Hernández, acudieron a la sede de la Organización de Naciones Unidas (ONU) en Caracas para consignar una comunicación exigiendo cooperación internacional que permita que llegue a Venezuela vacunas para enfrentar la pandemia del COVID-19. 

Según detalló Hernández, en la misiva dirigida a Antonio Guterres, máximo portavoz de esta institución; y a Michelle Bachelet, alta comisionada para los Derechos Humanos; plantearon el tema de la inmunización debe hacerse sin polarización y cumpliendo criterios humanitarios. 

«Si en algún momento era necesaria la rebelión, si en algún momento de estos 22 años se legitima la desobediencia civil, es ahora cuando se impide la entrada de un auxilio humanitario. Es la tercera vez que la ayuda humanitaria es negada por el régimen», cuestionó la legisladora por el estado Monagas. 

Por su parte, Williams Dávila, parlamentario del estado Mérida, condenó rotundamente la ideologización que la dictadura de Nicolás Maduro hace con el proceso de vacunas, y descartó que este proceso se vea afectado por las sanciones internacionales que hoy recaen sobre la administración que usurpa funciones en Miraflores.

En un país con 80% de desnutrición; con sectores vulnerables: personal médico, abuelos, enfermos y niños desasistidos; es  injusto que se use la discriminación política (…) De los trabajadores de la salud apenas han vacunado a 20% y, de las muertes ocurridas en el país, 25% corresponden al sector sanitario», fustigó el portavoz del Capitolio. 

Rechazo a ensayos con la vacuna rusa

Al ser consultados por los medios de comunicación presentes en el lugar, ambos legisladores coincidieron en rechazar los anuncios de Delcy Rodríguez, funcionaria del madurismo, de traer vacunas cubanas al país. Dávila aseveró que estas dosis no ha sido autorizada por la Organización Mundial de la Salud (OMS). «¿Mientras eso sucede cuánto tiempo va a pasar y cuántas muertes pueden ocurrir en el país?», se preguntó.

Al respecto Hernández subrayó que la Asamblea Nacional aprobó 30.000.000 de dólares para traer a Venezuela vacunas a través del mecanismos Covax y «le dieron una patada a la mesa». «El régimen miente y viola la constitución a cada rato y con eso mata a los venezolanos», sumó.