VENEZUELA / Henrique Capriles, excandidato presidencial ha sido uno de los primeros en pronunciarse tras el indulto de 110 venezolanos. “¿Cómo no alegrarse de que Rubén González, Roberto Marrero y muchos más puedan reencontrarse con su familia? ¡Es un acto de justicia! Nunca debieron estar presos, así como tantos venezolanos no han debido sufrir injusta cárcel ni nuestros diputados debieron ser perseguidos”, escribió en su cuenta Twitter.

Señalado de ser uno de los artífces de la negociación que llevó a la decisión, Capriles agregó que “ojalá esta sea una señal verdadera. El camino por la Libertad en Venezuela ha estado lleno de tropelías. Todavía faltan otros presos políticos que siendo inocentes siguen secuestrados por el régimen. A ellos nuestra palabra de aliento y lucha. ¡Tiene que haber justicia también!”.

La decisión de indultar a opositores, “persigue como objetivo número uno la legitimación” de los comicios para elegir una nueva Asamblea Nacional, único poder en manos de la oposición, dijo a la AFP el analista Félix Seijas, de la firma Delphos.

Maduro “está cediendo en una de las demandas de siempre de la oposición en negociaciones” anteriores, como las auspiciadas por Noruega. “Ahora, quizás, veremos la habilitación de algunos líderes políticos”, remarca Seijas.

Mientras Rafael Álvarez Loscher, director de la firma de consultoría IURISCORP, dice que Maduro, bajo cuya gestión busca “oxigenarse” y “tender puentes” con actores fundamentales como la Unión Europea.

“Maduro necesita tomar decisiones con respecto a la deuda externa, necesita capital, necesita préstamos, reestructuraciones de deuda, Venezuela necesita dinero”, subraya Álvarez Loscher.